Un incendio se registró la tarde de ayer en la calle Zarumilla, cuadra 17, en el sector de Pueblo Nuevo en Jaén. Los vecinos alertados por las llamas desalojaron el lugar y llamaron a los bomberos.

El rápido accionar de los vecinos, serenazgo y un vehículo de patrullaje integrado lograron cerrar la zona y evitar que se genere un desorden, para que puedan los afectados salir de la vivienda siniestrada, mientras que otros optaron por retirar sus pertenencias.

Los vecinos sacaron mangueras y las piezaron debido a que el fuego amenazaba con avanzar y podría afectar a las viviendas colindantes, logrando menguar el crecimiento de las llamaradas. Al ver la unión de los vecinos de las viviendas, otros se sumaron, incluso algunos de los propietarios de las tiendas cercanas decidieron alcanzar sus extintores para que apaguen el fuego.

Minutos después llegaron los hombres de rojo, cuando el fuego había disminuido considerablemente, pero podría iniciarse nuevamente, razón por la que rápidamente los integrantes de la Compañía de Bomberos Nº 69 – “Manuel S. Ugarte y Moscoso” – Jaén iniciaron con su cisterna a apagar el fuego que quedaba y remover los escombros para que no se tenga la amenaza de que el fuego vuelva a iniciar.

Los vecinos señalaron que minutos antes habían observado que en el tercer nivel de la vivienda que se incendió, que es una azotea, vieron a niños jugando con fuego, por lo que no descartan que todo empezó como un juego y casi se desata una desgracia mayor.

Los hombres de rojo, señalaron que llegaron con unos minutos después, debido a la congestión vehicular y sumado a ello el problema de siempre, el no contar con chofer las 24 horas, pero a la vez resaltaron el trabajo de los vecinos que demostró que la unión hace la fuerza.

Contáctanos