En un operativo realizado por las Subgerencias de Fiscalización, Serenazgo y Tránsito de la Municipalidad Provincial de Jaén (MPJ), se intervino las cuadras 3 y 4 de la calle Capitán Quiñones, por el mercado 28 de Julio, donde comerciantes informales y ambulantes se adueñaban de las veredas y calles, obstaculizando el libre tránsito peatonal y vehicular, además de generar inseguridad en la ciudadanía.

“Días antes, personal de la MPJ intervino en estas calles haciendo de conocimiento a los vendedores informales, con quienes nos hemos reunido e informado sobre la normativa municipal, que tenían que desocupar estas zonas transitables; por lo que ya tenían conocimiento”, informó la subgerente de Fiscalización y Control Administrativo, Melanie Escudero Farro.

Asimismo, dijo que se han dirigido a los conductores de locales formales que acostumbraban sacar mercadería a las veredas, acerca de las faltas en que estaban incurriendo, levantando actas y notificándolos por las observaciones detectadas.

“Estas calles estuvieron invadidas durante mucho tiempo y las denuncias de los habitantes por los problemas que esto generaba eran permanentes. También, por parte de la Subgerencia de Gestión de Riesgos de Desastres de la MPJ hemos recibido informes, ya que las personas que se dedicaban a vender comida utilizaban balones de gas en plena vía pública, lo que podía ocasionar daños graves”, señaló.

La funcionaria también indicó que fueron advertidos por la Red Integral de Salud, debido a la contaminación que se ocasionaba, poniendo en peligro la salud pública. “Conversamos con ellos y al siguiente día viene el hermano, tío, amigo, etc., o sea ya no viene la misma persona; entonces ese problema pasa casi siempre”, refirió.

Agregó, “nuestro trabajo consiste en recuperar espacios públicos y, desde el municipio, ver la manera de reubicar a las personas que se dedican a expender productos en las calles, pero, en este caso, se han negado a ocupar los lugares que vimos apropiados para ellos”, agregó.

La servidora municipal indicó que están inspeccionando las calles aledañas al mercado 28 de Julio donde se realizarán similares acciones. “Estamos yendo a verificar tanto a comerciantes informales como a vendedores de ropa que salen hasta las veredas. Si bien, ellos se quejaban, decían que salían por los informales, entonces ahora ellos también tendrán que retirarse y recoger sus productos”, enfatizó.

Contáctanos