El director técnico del ADA, Roberto Arrelucea Aizanoa, es un convencido de que todo se puede cumplir en la vida, pero se necesita siempre ser positivos, trabajar en el día a día, mantener una disciplina de vida, ser ordenado, ser solidario y se logrará los frutos del éxito que se propongan.

“En cinco meses, desde que asumí en el ADA, pudimos concretar cosas muy bonitas, se ha trabajado muy de la mano y lo yo le pedía y necesitaba para el plantel, los dirigentes cumplían, se logró ordenar la casa y que el ADA se vea como un equipo, no de Copa Perú, sino como un equipo que verdaderamente se está manejando profesionalmente y así se hizo. Se ha ganado bien, felicito a Rony porque que a la edad que tiene, tener un equipo y llegar a la Liga 2, es bien difícil, la gran mayoría tiene muchísimos años en el fútbol y no lo ha logrado, pero cuando Dios predispone a las buenas personas se logran lo que se anhela y por lo que tanto se trabaja”, señaló.

“Se lo repetía día a día en los entrenamientos, si queremos conseguir cosas en la vida hay que sacrificar otras, y ustedes tienen que sacrificar lo que más les gusta, salir y tomar, y esas cosas no pueden pasar, entonces muchos hicieron caso y lo han logrado, y me siento muy feliz, porque al ver las imágenes de todo el pueblo de Jaén, de verdad que es conmovedor ver a los niñitos, a las niñas llorando, es increíble que el fútbol mueva pasiones, mueva corazones, sentimientos, y debemos unirnos para todo, no solamente para el fútbol, sino por seguir haciendo de Jaén una ciudad grande y próspera, porque sea también un pueblo limpio, ordenado y sin delincuencia”, enfatizó.

“He hablado con Rony y le he dicho la Liga 2 es otra cosa, es de mayor nivel y mi consejo es invitar a los empresarios para que sean accionistas y volver al ADA una empresa, por lo contrario, no va a caminar, el mantenimiento de un equipo de la Liga 2 es oneroso, es de mucho presupuesto, tiene que armar un equipo de trabajo que pueda manejar la empresa, especialistas en cada área, se requiere una correcta administración y manejo. Me gustaría que los empresarios de Jaén se pongan la camiseta y busquemos seguir conquistando triunfos y metas en el fútbol, en el deporte y como provincia de Jaén”, enfatizó.

El marajá sueña con una ciudad hermosa, solidaria y de lucha por seguir creciendo, por lo que dentro de sus objetivos está también convencer a los empresarios para que ayuden a la sociedad joven, al deporte, al desarrollo de todos. “No estemos parados, no estemos simplemente amasando dinero y riqueza para ustedes, denle algo a la población, al niño, al joven, que tanto espera más oportunidades. He hablado con el alcalde para hacer la mayor cantidad de infraestructura deportiva, pero no solamente de fútbol, sino complejos deportivos con piscina olímpica, fútbol 7, de voley, de básquet, pista de atletismo y mucho más”.

Con el deporte se pueden formar y desarrollar ciudadanos ejemplares, insiste el destacado director técnico, confiando en que las demás generaciones vean este ejemplo de vida y que sea el trazo que Jaén necesita para crecer aún más. “Les pido que se pongan un poquito la mano en el corazón y se sensibilicen, porque el ser humano no solamente debe preocuparse por su familia, que ya está asegurada, sino debe preocuparse por el prójimo. ¿Qué hacer por mis hermanos? ¿Qué hacer por esa sociedad? ¿Qué hacer por esos niños pobres? Con el desarrollo del deporte y el estudio todos tendrán la posibilidad de tener una mejor generación de jaenos a futuro”, enfatizó.

“Jaén es de todos los habitantes que están allí, y si todos trabajamos para lograr que sea una ciudad limpia, segura y ordenada, tengan la plena seguridad que se logra. No hay que dividir, siempre va a haber personas negativas, que no tienen la culpa de haber nacido de esa manera o de haberse criado de esa forma, pobres personas, pero enseñémosles, que no piensen de esa manera, la unión verdaderamente hace la fuerza y logra cosas importantes, extraordinarias”, finalizó.

Contáctanos